¿Por qué es importante controlar la tensión ocular?

Contenido médico revisado por - Última revisión 09/10/2018
¿Por qué es importante controlar la tensión ocular?

Foto @JC Gellidon

¿Sabías que una tensión ocular alta puede ser señal de que padecemos un trastorno ocular?

La medida de la tensión o presión intraocular (PIO) nos ayuda a detectar patologías y nos permite saber si un paciente es candidato para someterse a una operación de cirugía refractiva (miopía, hipermetropía y presbicia).

La tensión intraocular aporta información de gran valor para conocer el estado de nuestros ojos y, de ahí, que sea necesario medirla durante las visitas oftalmológicas.

¿Qué es la tensión ocular?

Nuestros ojos están formados por un líquido que se llama el humor acuoso. Este líquido que hidrata nuestros ojos, fluye a través de la pupila hasta la cámara anterior de los ojos y se drena a través a través de la red trabecular.

Cuando el humor acuoso no drena bien, se acumula y aumenta la presión intraocular del ojo, pudiendo dañar el nervio óptico. El nervio óptico es el que transmite la información que captan nuestros ojos hacia nuestro cerebro.

Una tensión ocular alta puede indicar sospecha de glaucoma

El glaucoma  es una enfermedad degenerativa del nervio óptico que se caracteriza por típicos cambios en dicho nervio y una pérdida progresiva del campo visual. En la mayoría de los casos, pero no en todos, la presión intraocular está alta.

Con frecuencia, en los pacientes con glaucoma, la presión intraocular es superior a los 21mmHg.

Así pues, cuando existe la sospecha de glaucoma, el oftalmólogo le medirá y controlará la presión intraocular, y evalauará al fondo de ojo y el campo visual para realizar el diagnostico, seguimiento e indicación de tratamiento si porcede.

La tensión ocular es variable

La presión intraocular no es estable, cada persona tiene una PIO diferente y puede ir variando a lo largo del día.

Es por eso que, en algunos casos, su oftalmólogo puede pedirle que se haga la medición de este indicador varias veces durante diferentes días y franjas horarias.

El rango de presión intraocular normal se ha situado entre los 12 y 21 mmHG (milímetros de mercurio).

Cuando existe glaucoma, la presión suele ser superior a este valor, pero no siempre es así. En el  glaucoma normotensivo la presión no supera los 21 mmHg a pesar del daño existente en el nervio óptico.

¿Cómo se mide la tensión ocular?

Mediante una tonometría.

Existen diferentes tipos de tonómetros:

  • Tonometría de contacto (o aplanamiento): Antes de realizar la prueba, se le administrarán al paciente gotas anestésicas en ambos ojos. E l tonómetro entra en contacto directo con la córnea para obtener la medición.
  • Tonometría de no contacto (o de aire): El paciente recibe un soplo de aire en los ojos que aplana la córnea para así medir la tensión intraocular. Este método no invasivo ofrece resultados menos precisos.

Ambos tipos de tonometrías son indoloras para el paciente. Durante la prueba, el paciente debe permanecer relajado, debe mantener los ojos abierto y respirar normalmente.

¿Quién tiene mayor riesgo de sufrir glaucoma?

El glaucoma es más frecuente cuanto mayor es la edad de la persona, sobre todo a partir de los 40 años, si existen antecedentes familiares de glaucoma, si la presión intraocular está elevada, si es de origen afroamericano o si tiene miopía.

Consejos para una buena salud ocular

Es recomendable realizar revisiones oftalmológicas periódicamente, sobre todo para aquellas personas de más de 40 años, con antecedentes familiares oftalmológicos o con algún otro factor de riesgo de sufrir glaucoma.

Es aconsejable seguir una dieta equilibrada, no abusar del alcohol, abandonar el consumo del tabaco y moderar el consumo de café.

Publica tu comentario

De acuerdo con lo dispuesto en el Reglamento General de Protección de Datos (REGLAMENTO (UE) 2016/679 pone en su conocimiento la siguiente información sobre el tratamiento de datos personales.

Responsables: Institut Català de la Retina, S.L., Institut Català de Cirurgia refractiva, S.L. (en adelante ICR)

Contacto Delegado de Protección de Datos: C/Pau Alcover nº 67 08017 Barcelona – rgpd@icrcat.com

Finalidad: La finalidad de del tratamiento es gestionar la información que nos facilita y en caso de disponer de su consentimiento, publicar el testimonio en nuestra web

Legitimación: La base legal para el presente tratamiento es la solicitud realizada por usted y su consentimiento.

Destinatarios: Los destinatarios de la información son los departamentos y delegaciones en los que se organiza ICR, en parte o en su totalidad. No se comunicarán a terceros.

Derechos: En cualquier momento, usted puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación del tratamiento y/o portabilidad de los datos mediante escrito dirigido al Delegado de Protección de Datos DPD en la dirección establecida facilitado en contacto. También puede revocar los consentimientos a otros tratamientos. También puede solicitar más información al DPD sobre los tratamientos realizados.
En el caso que considere que se han vulnerado sus derechos usted puede presentar una reclamación ante la Autoridad de Control en materia de Protección de Datos competente.

A todos los efectos, el usuario acepta que la opinión expresada será exclusivamente responsabilidad suya. El usuario asume bajo su exclusiva responsabilidad los daños o perjuicios que se puedan derivar de ella.
ICR no se hará responsable de la exactitud, calidad, fiabilidad, corrección, moralidad y legalidad de los datos, informaciones u opiniones publicadas por los usuarios.
ICR se reserva el derecho de no publicar todas las opiniones de los usuarios.
El nombre de usuario es responsabilidad del usuario. ICR no se hará responsable de la utilización ilegal o con fines ilícitos que otros usuarios puedan hacer de dicho nombre de usuario.

Conservación: Los datos recogidos serán conservados durante el tiempo necesario para la gestión solicitada.

ICR Sede Central Ganduxer

C. Ganduxer, 117
08022 Barcelona

ICR Pau Alcover

C. Pau Alcover 67
08017 Barcelona

ICR Terrassa

C. del Nord, 77
08221 Terrassa

Centro Quirúrgico Clínica Bonanova

Passeig Bonanova, 22
08022 Barcelona

Pruebas y Tratamientos Clinica Bonanova

C. Mandri, 63
08022 Barcelona

ICR. Servicio de Oftalmología Clínica del Remei

C. de l'Escorial, 148
08024 Barcelona
Este sitio web utiliza cookies para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.