¿Tienen mis hijos buena salud ocular? Síntomas y señales de alarma

¿Tienen mis hijos buena salud ocular? Síntomas y señales de alarma

¿Cuáles son los problemas visuales más frecuentes en la infancia?

Los problemas de visión en niños más habituales son los defectos de refracción (miopía, hipermetropía, astigmatismo), la ambliopía (ojo vago), el estrabismo y la discromatopsia (alteraciones en la visión del color).


Síntomas de alarma del ojo vago

La ambliopía u ojo vago afecta a alrededor de un 2-5% de la población y es una de las causas más comunes de pérdida de visión en los países desarrollados. Hay que estar alerta si el niño es prematuro o hay antecedentes de ojo vago en los familiares, problemas de refracción o problemas de retina. Es importante diagnosticarla cuanto antes mejor. Aunque suele ser asintomático, algunos signos pueden ser:

  • Dolores de cabeza o de cervicales.
  • Cuando ya ha aprendido a leer, se salta palabras o confunde letras.

Mala alineación de los ojos

El estrabismo afecta a entre un 3% y un 6% de la población. Es necesario diagnosticarlo a tiempo, ya que una de las causas que puede desencadenarlo es la ambliopía que, en niños, puede corregirse con tratamiento, mientras que no puede corregirse en edad adulta.

Algunos de los signos pueden ser:

  • Mala alineación de los ojos
  • Los ojos no se mueven a la vez hacia la misma dirección.
  • Inclinación de la cabeza hacia un lado para mirar a puntos concretos.
  • Guiña los ojos o se los frota habitualmente.
  • El niño tuerce o cierra un ojo para enfocar.

Síntomas de problemas de refracción

Los defectos de refracción (astigmatismo, miopía e hipermetropía) afectan a alrededor del 20 % de los niños.

Síntomas de miopía

La miopía aparece a menudo alrededor de los 6 años y suele dar algunos de los siguientes síntomas:

  • Entornar los ojos para enfocar a larga distancia
  • Confundir personas que se encuentran a una distancia más o menos lejana
  • Preferir actividades para las que se requiere el uso de visión cercana.
  • Acercarse los objetos para verlos o leer.
  • Mirar la televisión o el ordenador de muy cerca.
  • Entrecerrar los ojos para enfocar

Dolores de cabeza, cansancio visual e inclinación de la cabeza hacia atrás

La hipermetropía suele ser fisiológica, con lo que está presente en la mayoría de niños al nacer. Sin embargo, va desapareciendo a medida el ojo va creciendo. En algunos casos, sin embargo, puede persistir de por vida. Si se trata de una hipermetropía elevada no corregida, puede provocar ambliopía o estrabismo.

Puede provocar signos como:

  • Dolor de cabeza al realizar actividades de visión cercana
  • Cansancio ocular tras realizar este tipo de actividades
  • Enrojecimiento
  • Inclinación de la cabeza hacia atrás
  • Entrecerrar los ojos para enfocar
  • Estrabismo

Otras señales de problemas de visión pueden ser el mal rendimiento del niño y la falta de atención y concentración, manchas blanquecinas en la zona de la pupila, molestia frente a la luz, enrojecimiento de los ojos, posiciones no naturales de la cabeza para enfocar, dificultad para distinguir los colores… Ante cualquiera de estos síntomas, es imprescindible citarse con un oftalmológo para realizar una revisión oftalmológica completa y recordar que todos los niños deben someterse a dicha revisión oftalmológica alrededor de los 3 años con el objetivo de detectar cualquier defecto visual.

 

Publica tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada

54 comentarios

ICR Sede Central Ganduxer

C. Ganduxer, 117
08022 Barcelona

ICR Pau Alcover

C. Pau Alcover 67
08017 Barcelona

ICR Terrassa

C. del Nord, 77
08221 Terrassa

Centro Quirúrgico Clínica Bonanova

Passeig Bonanova, 22
08022 Barcelona

Pruebas y Tratamientos Clinica Bonanova

C. Mandri, 63
08022 Barcelona

ICR. Servicio de Oftalmología Clínica del Remei

C. de l'Escorial, 148
08024 Barcelona
Este sitio web utiliza cookies para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.