Aberrometría

Contenido médico revisado por - Última revisión 28/01/2021
Aberrometría

¿Qué es la aberrometría?

La aberrometría es una prueba oftalmológica no invasiva que permite estudiar la calidad óptica del sistema visual.  Mediante el análisis del frente de ondas, se estudian estructuras que intervienen en la refracción de la luz, como son la córnea (la capa externa y transparente por la que entra la luz al ojo) y el cristalino (la lente interior). A través de esta prueba, el oftalmólogo podrá obtener información sobre la  calidad de las imágenes que percibe el paciente.


Para qué sirve

Permite orientar los diagnósticos, así como, evaluar y llevar a cabo un seguimiento de los pacientes interesados en la cirugía refractiva (análisis de la graduación,  medición del tamaño pupilar,…) tanto en el estudio preoperatorio como postoperatorio, con la finalidad de poder personalizar al máximo el tratamiento.

Por lo tanto, la aberrometría no se utiliza para detectar una patología en particular, sino que permite analizar las estructuras del ojo que pueden estar afectando a la calidad de la visión del paciente. Las irregularidades en la forma y transparencia de los tejidos, además de los defectos ópticos son elementos que intervienen en el resultado de una aberrometría y no siempre se pueden corregir con gafas o lentes de contacto.


Antes de la prueba

No requiere ninguna preparación previa en particular, ni dilatación pupilar (salvo indicación específica), pero sí que es necesario realizar la prueba sin lentes de contacto. Por ello, es recomendable interrumpir su uso como mínimo el día anterior a la realización de la prueba.


Después de la prueba

La aberrometría es una técnica no invasiva, por lo que no requiere de contacto directo con el ojo ni produce reacciones adversas. Después de la prueba, por tanto, se puede realizar sin ningún problema cualquier actividad del día a día.


Cómo se realiza

La realización de la prueba requiere de un aberrómetro, un instrumento de medición también conocido como analizador de frente de onda.

El aberrómetro mide la deformación de los rayos láser, de muy baja potencia, proyectados en el ojo. Estos se reflejan en el fondo del ojo y se devuelven al dispositivo de medición. Si los rayos emitidos son idénticos a los recibidos, el ojo es ópticamente perfecto. Si no es así, los especialistas llaman a esto una aberración óptica.

El examen se realiza en posición sentada y no requiere contacto visual. Con la barbilla instalada en un mentón y la frente bien apoyada hacia adelante, el paciente debe fijar la mirada hacia un patrón luminoso central dentro de la lente sin mover los ojos ni la cabeza.

Se trata de una prueba que dura sólo unos segundos y es realizada por un optometrista. Una vez recogidos los datos, el oftalmólogo será el encargado de interpretar los resultados y transmitirlos durante la próxima visita.


Resultado de una aberrometría realizada bajo dilatación pupilar

Resultado de una aberrometría realizada bajo dilatación pupilar


Preguntas frecuentes

¿Causa algún tipo de molestia?

No, ya que al ser una técnica no invasiva no contacta con el ojo, por lo que no causa ningún tipo de molestia.

¿Hay que venir acompañado?

No, esta prueba no requiere que venga acompañado de otra persona. En algún caso excepcional, se solicita realizarla bajo dilatación pupilar. En este caso verá borroso por los colirios y no podrá conducir.

¿Hay que acudir en ayunas?

No es necesario acudir en ayunas para la realización de la prueba.

¿Cuánto se tarda en obtener los resultados de la prueba?

Los datos se obtienen en el mismo momento de la realización de la prueba. Si se precisa un informe por un oftalmólogo, la prueba informada se le remitirá en pocos días.

¿Puede el optometrista interpretar el resultado de la prueba al momento de su realización?

El optometrista es el encargado de practicar la prueba y tiene los conocimientos para confirmar su correcta realización. Quien debe interpretar e informar de los resultados obtenidos es el oftalmólogo, quien lo hará teniendo el contexto clínico después de una anamnesis y exploración completas del paciente.

¿Se puede conducir después de realizar la prueba? ¿Y ducharse?

Sí, después de la prueba se puede realizar cualquier actividad del día a día, tales como ducharse o conducir, excepto si se le ha realizado dilatación pupilar.

¿Se puede utilizar maquillaje después de la prueba?

Sí, no hay ningún inconveniente en utilizar maquillaje después de esta prueba.

Artículos relacionados

Oftalmólogo y optometrista: ¿qué diferencias hay?

Cuando sufrimos molestias oculares es importante acudir siempre a un especialista para que nos haga una exploración y valore qué tratamiento debemos de seguir. Pero a veces nos resulta un poco confuso saber a qué profesional debemos de ir. ¿Con quién tenemos que pedir visita cuando tenemos un problema visual? ¿Con el oftalmólogo o el optometrista?

Avances en la cirugía refractiva. ¿Qué importancia tiene preservar la córnea intacta?

Dr. Francesc Duch: La córnea es una estructura preciosa del ojo. Es transparente como ninguna otra parte del cuerpo, protege el interior del ojo, filtra y enfoca los rayos de luz, proporciona el brillo que define la mirada de una persona… es una cúpula extremadamente sofisticada, formada por agua, colágeno y grupos de células que […]

Preguntas frecuentes sobre cirugía refractiva

¿Quién puede operarse? Puede operarse de cirugía refractiva cualquier persona mayor de veintiún años con una graduación estable (cambio inferior a media dioptría durante el último año), tras someterse a un examen oftalmológico completo con las pruebas refractivas necesarias que aconsejen la operación.   Tras la cirugía, ¿la corrección es estable? La corrección se mantiene estable […]

Operación de miopía, hipermetropía, astigmatismo, presbicia o vista cansada

Operación de miopía para mejorar visión sin gafas. Miopía, astigmatismo, hipermetropía, presbicia o vista cansada.

¿Tienes alguna duda?

Escríbenos o pide hora para una consulta con uno de nuestros especialistas.

Visítanos

ICR Pau Alcover

C/ Pau Alcover, 67
08017 Barcelona Ver mapa

ICR Sede Central Ganduxer

C/ Ganduxer, 117
08022 Barcelona Ver mapa

ICR Terrassa

C/ del Nord, 77
08221 Terrassa Ver mapa

Servicio de Oftalmología ICR en la Clínica Ntra. Sra. del Remei

C/ de l'Escorial, 148
08024 Barcelona Ver mapa

Centro Quirúrgico Clínica Bonanova

Pg. de la Bonanova, 22
08022 Barcelona Ver mapa

Pruebas y Tratamientos Clínica Bonanova

C/ Mandri, 63
08022 Barcelona Ver mapa

ICR Pau Alcover

Teléfono 93 378 23 19

Horario
De lunes a viernes de 8:00 h a 21:00 h.
Sábados de 8:00 h a 14:00 h.

Cómo llegar Más información

ICR Sede Central Ganduxer

Teléfono 93 378 23 19
Teléfono de Urgencias 93 418 72 27

Horario
De lunes a viernes de 8 a 21 horas
Sábados de 9 a 14 horas

Cómo llegar Más información

ICR Terrassa

Teléfono 93 736 34 40

Horario
De lunes a viernes de 8:30 h a 14 h y de 15 h a 20 h.*

Cómo llegar Más información

Servicio de Oftalmología ICR en la Clínica Ntra. Sra. del Remei

Teléfono 902 10 10 50

Horario
Todas las tardes de 15 h a 20 h y viernes mañana de 10 h a 14 h.

Cómo llegar Más información

Centro Quirúrgico Clínica Bonanova

Teléfono 934 34 09 25

Horario
De lunes a viernes de 7:30 h a 20:30 h.

Cómo llegar Más información

Pruebas y Tratamientos Clínica Bonanova

Teléfono 93 434 27 70

Cómo llegar Más información

Este sitio web utiliza cookies para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.