La Vanguardia, El Diario.es y otros medios de comunicación recogen el testimonio de oftalmólogos del ICR sobre el impacto en la visión de los dispositivos tecnológicos

Contenido médico revisado por - Última revisión 22/01/2019
La Vanguardia, El Diario.es y otros medios de comunicación recogen el testimonio de oftalmólogos del ICR sobre el impacto en la visión de los dispositivos tecnológicos

El pasado mes de diciembre, varios medios de comunicación como La Vanguardia, El Diario.es, el Comercio, el Confidencial o el Diario Vasco entre otros, publicaron el testimonio de oftalmólogos de ICR advirtiendo de que los regalos tecnológicos con pantallas, como móviles o portátiles, pueden originar la aparición de problemas oculares, desde la fatiga visual a la irritación o la visión doble en personas predispuestas hasta la miopía.

Según la OMS, la miopía afecta a 62,5 de los jóvenes entre 17 y 27 años

Los oftalmólogos han recordado que actualmente la miopía afecta al 62,5 de los jóvenes españoles entre 17 y 27 años y la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha descrito este trastorno visual como una pandemia que afectará cada vez a más jóvenes.

Los expertos vinculan el aumento de la miopía al incremento de las horas diarias que se dedican al uso de aparatos electrónicos con pantalla y que, a la vez, aumentan el sedentarismo.

Los especialistas del ICR advierten que el uso de las pantallas tiene un impacto negativo en la visión, sobre todo en la de lejos.

Se estima que los jóvenes usan el teléfono móvil de 4 a 8 horas y el ordenador de 2 a 4 horas al día.

Recomendaciones para prevenir estos problemas

Los oftalmólogos recomiendan hacer descansos regulares para dejar de mirar de cerca y mirar al punto más alejado que se pueda durante unos segundos, y mantener una distancia entre 40 y 70 centímetros respecto a la pantalla, dependiendo de si se trata de un móvil, tableta, libro electrónico, televisión o un ordenador.

También aconsejan incrementar el tamaño de la fuente y no acercarse la pantalla a los ojos, evitar tener la pantalla muy alta porque “así, se abre más el ojo y, por lo tanto, la lágrima se evapora con más facilidad”.

Igualmente, afirman que no es recomendable la tendencia que existe de mirar el móvil u otros aparatos tecnológicos en la cama con la habitación a oscuras.

“Es perjudicial ya que la pupila se dilata para adaptarse al ambiente con poca luz y, a la vez, la parte central de la retina, la mácula, recibe un impacto brillante de manera directa, por lo que la habitación siempre debe estar iluminada”, concluyen los especialistas.

 

Publica tu comentario

De acuerdo con lo dispuesto en el Reglamento General de Protección de Datos (REGLAMENTO (UE) 2016/679 pone en su conocimiento la siguiente información sobre el tratamiento de datos personales.

Responsables: Institut Català de la Retina, S.L., Institut Català de Cirurgia refractiva, S.L. (en adelante ICR)

Contacto Delegado de Protección de Datos: C/Pau Alcover nº 67 08017 Barcelona – rgpd@icrcat.com

Finalidad: La finalidad de del tratamiento es gestionar la información que nos facilita y en caso de disponer de su consentimiento, publicar el testimonio en nuestra web

Legitimación: La base legal para el presente tratamiento es la solicitud realizada por usted y su consentimiento.

Destinatarios: Los destinatarios de la información son los departamentos y delegaciones en los que se organiza ICR, en parte o en su totalidad. No se comunicarán a terceros.

Derechos: En cualquier momento, usted puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, limitación del tratamiento y/o portabilidad de los datos mediante escrito dirigido al Delegado de Protección de Datos DPD en la dirección establecida facilitado en contacto. También puede revocar los consentimientos a otros tratamientos. También puede solicitar más información al DPD sobre los tratamientos realizados.
En el caso que considere que se han vulnerado sus derechos usted puede presentar una reclamación ante la Autoridad de Control en materia de Protección de Datos competente.

A todos los efectos, el usuario acepta que la opinión expresada será exclusivamente responsabilidad suya. El usuario asume bajo su exclusiva responsabilidad los daños o perjuicios que se puedan derivar de ella.
ICR no se hará responsable de la exactitud, calidad, fiabilidad, corrección, moralidad y legalidad de los datos, informaciones u opiniones publicadas por los usuarios.
ICR se reserva el derecho de no publicar todas las opiniones de los usuarios.
El nombre de usuario es responsabilidad del usuario. ICR no se hará responsable de la utilización ilegal o con fines ilícitos que otros usuarios puedan hacer de dicho nombre de usuario.

Conservación: Los datos recogidos serán conservados durante el tiempo necesario para la gestión solicitada.

ICR Sede Central Ganduxer

C. Ganduxer, 117
08022 Barcelona

ICR Pau Alcover

C. Pau Alcover 67
08017 Barcelona

ICR Terrassa

C. del Nord, 77
08221 Terrassa

Centro Quirúrgico Clínica Bonanova

Passeig Bonanova, 22
08022 Barcelona

Pruebas y Tratamientos Clinica Bonanova

C. Mandri, 63
08022 Barcelona

ICR. Servicio de Oftalmología Clínica del Remei

C. de l'Escorial, 148
08024 Barcelona
Este sitio web utiliza cookies para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información.